Cine,  Crítica,  Libros

A propósito de nada, pero en concreto sobre Woody Allen.

Woody Allen es un director que no precisa presentación de ningún tipo. Sus películas han sido premiadas y reconocidas, ha trabajado con grandes actores, ha hecho drama y comedia, empezó como guionista humorístico y también por bares, fue creciendo y gracias a mucho trabajo y un cierto don, subió peldaños a pasos agigantados.

Eso es lo que todos sabemos, la historia más o menos básica de este hombre, con sus más y sus menos, sus diversas polémicas (algunas con más de cierto que otras), sus malentendidos y esa forma de hacer películas que o bien te engancha desde la primera que ves, que fue mi caso, o no te llega a decir nunca nada, como pasa también con Doctor Who o los Monty Python.

Ahora llega el momento de que sea el propio Allen el narrador de la historia de su vida, de forma literal y metafórica, a través del libro titulado A propósito de nada. Aquí el creador desgrana su completa trayectoria con todo lujo de detalles, centrándose en algunos episodios más que en otros (como la aparición en su vida de la gran Diane Keaton), y haciéndolo siempre con una gran dosis de humor como era de esperar.

Por otro lado, si bien en casi todo momento solo tiene buenas palabras para los amigos, colegas y compañeros profesionales de los que habla, no así tanto para él mismo dejando claro que la visión que suele dar de sí en filmes y entrevista no es una fachada. Por decirlo de una forma sencilla, se quiere poquito. No es tan solo una cuestión de humildad, es algo que más allá y que hace que uno piense en cómo habría sido su vida de no llevar décadas acudiendo al psicólogo (algo que, por otro lado, también se comenta en el libro).

Por supuesto toca ciertos temas polémicos, no podía no hacerlo, y seguramente más de un lector haya caído en el error de comprar este libro debido a ellos. Claro está que los motivos para comprar un libro es algo que solo incumbe a su lector, pero creo que es una lástima hacerlo guiado solo por un ansia de puro salseo que por la oportunidad que brinda este tomo de adentrarse en la mente de Woody Allen.

Si eres seguidor del director, si disfrutaste con Annie Hall, te perdiste con Midnight in Paris y te gustó Días de radio, entonces A propósito de nada es el libro que debes leer este verano.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *