Pocas series hay en el mundo más icónicas que la de Batman de 1966. Protagonizada por Adam West y Burt Ward, creadora de muchos de los clichés que durante décadas se han asociado al personaje, con una sintonía totalmente inolvidable y una legión de seguidores a nivel mundial.

Desde pequeño he sido fan declarado de tal producción, así que era cuestión de tiempo que me lanzara a escribir un libro sobre la misma, y cuando se hace esto después es (casi) obligado hacer una presentación.

Una…

(lo siento, pero tengo que decirlo)

BAT PRESENTACIÓN.

Así que el sábado 25 de marzo (de 2017, por si eres un viajero del tiempo y necesitas saber cuándo estás) a eso de las 17:30 aparecí por Fénix Cómics para prepararlo todo junto con Carlos, dueño de la tienda. Si no conocéis el local ya tardáis, es una tienda a la vieja usanza, pequeñita pero completita, con buen trato y servicio. Ideal para ir a charlar un rato mientras haces tus compras de las novedades del mes.

Preparamos la mesa, colocamos los libros, dejé abiertos los roll ups (mío y de Frost, perrito de aventuras) y con todo más o menos hecho y organizado salí a coger fuerzas con una bebida caliente en compañía de dos amigos.

Carlos, dueño de Fénix Cómics, con el dúo dinámico.

Algo antes de las 18:30 entraba de nuevo al local en el que ya había algunos conocidos y curiosos, entre ellos Toni Kudo (editor de Letra Blanka) que por una especie de deuda iba a hacer de anfitrión. La cosa exacta es que el me pidió que le hiciera el prólogo de su último cómic y después de eso, sabiendo que también es un amante de la serie de los sesenta, pensé que sería buena idea que me acompañara.

Y lo fue.

Durante casi media hora compartimos anécdotas, historias y experiencias personales con esta producción, con un público que en todo momento podía participar y algún valiente que lo hizo. Entonces sucedió lo inesperado…

¡¡¡LLEGARON BATMAN Y ROBIN!!!

Aplausos, cara de sorpresa y la reconocible sintonía acompañaron a Miquel (Batman) y Biel (Robin) de Fooly Cosplay que se habían caracterizado para la ocasión con unos estupendos trajes (y coche) hechos a mano, con todo lujo de detalles y destilando buen humor por todas partes.

El show siguió con Toni y conmigo charlando, ellos detrás (y en ocasiones interviniendo, totalmente metidos en sus papeles de justicieros), hasta que llegó el momento de cerrar el espectáculo para dar paso a las firmas, las fotos y las manos entrechocadas.

Debo decir que junto con la presentación que se hizo de Frost, perrito de aventuras, en Fnac Triangle esta ha sido una de las que esperaba con más ganas y también de las que más he disfrutado. Esta serie de Batman ha sido compañera en muchas ocasiones y el hacer un libro sobre ella era una idea que tenía rondando desde hace tiempo, al final ha sido auto editado (los dos citados en este párrafo) lo que convierte al producto en algo muy personal y que sale desde la pasión.

No quiero terminar sin dar las gracias a todos los que fueron, a Toni, Carlos, Batman y Robin, Marta Beren por sus bat galletas, el programa de radio El 5º Fantástico, a todos los lectores que tomaron parte en la pre venta que hizo posible que se lanzara, a todos los que se están interesando por hacer con el tomo…

y a Adam West, por supuesto.

Hay muchos Batman pero solo uno no necesitaba decir I´m Batman. Al entrar a la habitación la gente ya sabía que era Batman.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*
Website