Cómic,  Uncategorized

Especial Planetary. Referencias (tomo tres)

Una de las muchas bondades de Planetary es su extensa enciclopedia de referencias, guiños al lector y al amante de la cultura que hacen de la experiencia toda una maravilla. Es cierto que en ocasiones no son precisamente sencillas y en otras en cambio son totalmente evidentes, pero todas ellas son un homenaje lleno de cariño.

El listado es realmente extenso y seguramente de intentar hacerlo me olvidaría más de una, pero si hay varias que son destacables y que merece la pena recalar en ellas.

Nota: Este especial se hace en base a los tomos publicados por ECC Ediciones, por lo que se sigue la numeración y orden adoptado por ellos.

Tomo tres

David Paine. Este personaje que aparece en Primavera Nuclear y su historia sonará a más de uno. Un científico nuclear que tras estar presente en una explosión se convierte en un ser de un poder inimaginable, lógicamente se trata de Hulk que vio la luz en mayo de 1962 (vamos,en primavera). Aunque aquí la realidad es diferente y más oscura como es la línea de Planetary, la transformación que lleva a cabo es una criatura casi imparable, de enormes pulmones, capaz de arrasar a un ejercito y con la que terminan al dejarla en un agujero en el suelo. Sin comida y sin agua. Tardará decadas en morir.

También se hace una más velada referencia a la serie de este anti héroe que protagonizaron Bill Bixby y Lou Ferrigno en 1978, ya que el nombre del genio tras el gigante verde era David Bruce Banner en vez de Robert Bruce Banner como en los cómics.

Si el equipo de Planetary son arqueólogos que centran su campo de acción en el siglo XX, era de esperar que se abriera alguna ventana al pasado, a los años anteriores. Era imposible que con lo rica que era la literatura de la época los autores dejaran pasar la oportunidad, no lo hicieron y en Siglo se dejan llevar por la pasión.

Así en la primera viñeta la acción comenzará en un viejo castillo en el que vemos caer un rayo, total referencia a la Universal, y dentro del cual estará el laboratorio de Víctor Frankenstein. Pero este prometedor inicio es solo la antesala a la aparición en la historia de Sherlock Holmes que según narrará ha sido uno de los “guardianes” del siglo XIX. A su lado, a modo de guardaespaldas estará Drácula y se completa el guiño a la Universal con la mención de John Griffin (sin nombre de pila en la novela de H.G. Wells de 1897 y con Jack en la película de 1933).

Punto Cero es uno de los relatos capitales de toda la obra, ya que es la presentación de Kim Süskind que es la versión de Susan Storm. En un intento de dotar de algo más de realidad al personaje se le dotan de unas gafas que lleva cuando se vuelve invisible, ya que en ese estado la luz atravesaría sus ojos y por lo tanto no podría ver. Esta introducción lleva de la mano dar más detalles del pasado de Los Cuatro Viajeros y su enfrentamiento con Elijah Snow.

Los guiños más evidentes que encontramos son a la recien revivida Expediente-X con la frase “la verdad está aquí dentro” (“La verdad está ahí fuera” en la serie), Thor de Marvel Comics al mostrarnos un cayado que al golpearse se convierte en un poderoso martillo, igual que hacía Donald Blake para dejar paso a su otro yo. Además se deja ver que el arma es tecnología de una civilización avanzada diferente a la nuestra, algo que va en consonancia con los asgardianos de Marvel que realmente no son dioses y más seres de otro mundo. Finalmente hay que nombrar a Matrix y la escena en la que eligen sus armas, aquí parafraseado en un planeta que Los Cuatro Viajeros han arrasado para tener su armario particular.

Por su parte en Canciones de la creación el hombre rubio con traje especial que recuerda en aspecto a Flash Gordon (creado por Alex Raymond en 1934) y en nombre Carlton Marvell, al Capitán Marvel (Mar-Vell) de Marvel Comics es un homenaje a Edgar Rice Burroughs y sus personajes John Carter de Marte Carson de Venus, según el mismo Warren Ellis ha explicado. Personalmente no puedo evitar ver un guiño a la araña de hierro de la película Wild Wild West, que a poco estuvo de salir en un filme de Superman (siempre que lo que cuenta Kevin Smith sea cierto).

Termina este tomo con Hark, en el que la hija del temible hombre que portaba ese apellido es la protagonista y que es una versión en viñetas del cine oriental de artes marciales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *