Cómic,  Crítica

El regreso del Capitán Midnight

No sé a vosotros pero a mí me encantan las revisiones de los cómics de superhéroes de la edad de oro.

Por ejemplo Los Doce de Marvel o lo que hizo Alan Moore en Tom Strong (recuperando entre otros a El Terror y Doc Strange) son una buena muestra de esto. Se recogen a personajes más o menos olvidados del pasado para darles una vuelta tuerca, en ocasiones con un nuevo origen y en otros sencillamente haciendo que lleguen hasta el día presente.

Esto es precisamente lo que sucede con el Capitán Midnight, un veterano héroe que comenzó a finales de los años treinta en la radio y que debido a su éxito pasó por otros medios como la televisión (bajo el nombre Jet Jackson, Flying Commando) y por supuesto el cómic en el obtuvo su aspecto más icónico dejando atrás el look de aviador.

Joshua Williamson recoge las premisas del personaje para dotarle de una trama que se remonta a la Segunda Guerra Mundial (vamos, a la época en que vivió sus aventuras) y entonces lleva al héroe hasta el día de hoy sin (en un principio) que haya explicación alguna.

Al igual que ya sucedía con el Capitán América le tocará vivir fuera del agua, con la diferencia de que el capitán Jim “Red” Albright es un genio sin par con lo que la adaptación al día de hoy no es tan compleja. Al menos en ideas generales ya que es imposible que nadie pueda saltar sin más tantas décadas y que no le afecte.

Gracias a esto se logra crear una interesante visión que enfrenta las aventuras más clásicas con las contemporáneas. Las diferencias entre unas y otras tanto en concepción de personajes como de compañeros, además de la forma de dar resolución a los problemas con los que se enfrentan.

Aunque por desgracia este tomo no es unitario y la historia queda inconclusa dejando con ganas de más al lector.

Me estoy mordiendo las uñas de saber qué vendrá ahora.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *