Cine,  Comunicar,  Doctor Who,  Entrevistas

Entrevista a dos tiempos, Carles Quero y El Doctor

“El Mundo Imperfecto” llegó como parte de las celebraciones que en España se hicieron con motivo del 50º Aniversario de “Doctor Who”, al igual que la revista especial que se pudo leer en La Consulta está abierta.

Esta producción tuvo una muy buena aceptación, llena de nostalgia y de referencias, y su equipo decidió seguir adelante. Ahora con un importante salto de calidad que les lleva a presentar su nuevo trabajo, “El día de la Madre”, en la primera edición del festival Galacticat. Este capítulo (dos de siete) está protagonizado por Carles Quero, con el que pude compartir un rato de charla, y además con la presencia del mismísimo Undécimo Doctor.

Una locura, vamos.

El día de la madre - final

Doc Pastor¿Cómo surge tu colaboración en “El Mundo Imperfecto·?

Carles Quere: Surge simplemente como actor. Vi un anuncio de un nuevo proyecto, no conocía nada de “Doctor Who”, y me presenté al casting. Me dieron un monólogo a leer, que fue bastante… y lo pasé.

DP. ¿No sabías nada de “Doctor Who”?

CQ: La conocía, pero no era un seguidor de la serie.

DP: ¿Y te lanzas a hacer una película totalmente centrada en el personaje, llena de referencias? Y además sigues con ello. Es tirarse a la piscina, a ciegas y con los brazos atados…

CQ: Sí, un poco sí. Tenía muy claro que quería dedicarme el mundo de la ciencia ficción, era un género que me gustaba, con acción y aventura. Sabía que “Doctor Who” lo tenía. Cuando entré en el proyecto me dijeron que daba para el perfil por mi cierto parecido con Matt Smith y me meto de lleno, entonces no queda otra que verse en profundidad los capítulos y al final uno acaba queriendo saber más.

DP: El otro día Sergi (Páez) me dio una copia del guión, en concreto una que no puede caer en tus manos por lo que pone, revela cosas del argumento…

CQ: ¡Ah! Así que lo tienes tú, ¿eh? (Se ríe).

DP: Me lo estuve leyendo e intente hacer de carrerilla uno de tus monólogos, casi muero ahogado. ¿Cómo es la preparación para un personaje tan complejo?

CQ: Esto a lo mejor te lo puede responder mejor…

(Se escucha un sonido, como una especie de sirena. A continuación pican en la puerta del despacho).

CQ: Un momento, ¿quién está llamando…?

El Doctor: ¡Hola! ¿Qué tal? ¡Os pillé! Estabais hablando sobre mí, ¿no? Perdonad, es que he llegado tarde. Sí es verdad que tengo una manera de hablar muy rápida y…

QQ: Carles: Muy buenos días.

ED: Sí hola…

DP: Si quieres puedes sentarte.

ED: ¡Ah! Claro. Me siento, me siento.

CQ: ¿Puedo seguir hablando, que soy el actor?

ED: No, no, déjame a mí, que yo soy la estrella. Sí, yo hablo muy rápido, a Carles le cuesta más, se traba y no puede. Te paso a él, que es quién me interpreta. Muchas gracias.

CQ: Para hacer de él me lo tuve que preparar muchísimo, además verle. Bueno, a Matt Smith, para ver la interpretación que le da. Y eso de hablar rápido es mucha práctica, mucha práctica, y al final sale.

DP: ¿Y vosotros os conocíais antes de rodar? Lo digo porque comentas que te inspiraste en Matt Smith, pero ya que tenemos al Doctor aquí…

ED: Si quieres esto te lo respondo yo, que yo soy el Undécimo. Mi relación con Carles es de amor/odio, de alguna manera. Es un tío que habla muy lento, se trastabilla mucho, parece que tiene la lengua de un zapato… Le cuesta sacarme en las interpretaciones.

CQ: Es un personaje muy difícil, de lo más complicado que me ha tocado interpretar en lo que llevo de carrera. Es un tío que tiene muchos altibajos, en “El día de la Madre” se podrá ver eso. Es un reto, pero es el atractivo que tiene, juegas con eso.

DP: Doctor, ¿qué opinas tú de todo este proyecto? Un pequeño grupo coge tu vida y además deciden que te interprete un barcelonés.

ED: ¡Qué decir! Mi imagen la lleva un barcelonés, al menos no tiene acento catalán. Tiene un físico bastante atractivo, como soy yo, se parece bastante a mí. Y además es imperfecto, el parecido no es al actor original, el que dicen que es el original que en realidad se parece a mí. Lo llevo bien, es un tipo simpático, un poco introvertido…

DP: ¿Alguno de los dos ha conocido a Matt Smith?

CQ: No, ojalá. Ahora está metido en proyectos interesantes. Es difícil, ojalá pudiera estrecharle la mano y cruzar un par de palabritas con él.

DP: ¿Cómo estáis viendo la crítica? Porque ha corrido mucho, se ha visto y por lo que sé está funcionando muy bien.

CQ: Me ha sorprendido. Tiene una aceptación muy buena, de hecho se ha creado un grupo de fans a los que denominamos Whovians Imperfectos. Notamos un cariño enorme, y no solo en España, también desde Inglaterra nos llegan muy buenas críticas, incluso diciendo que es mejor que el episodio especial que hizo la BBC, con todos los respetos, claro.

DP: ¿Qué pensáis cuándo os dicen eso?

CQ: ¿Qué podemos sentir? Para mí es una satisfacción enorme, sobre todo viniendo de fans. Ellos son los que están arriba, lo que sostienen un proyecto como “Doctor Who”. Hay que respetarlo mucho, corres el riesgo de que te hagan ir directo a la horca.

DP: Doctor, supongo que habrás visto su trabajo, ¿qué opinas?

ED: Salgo un poco borroso en mi primer plano, no se ven mis bellos ojos. Pero en sí me veo muy bien, muy guapo, aunque de vez en cuando se me va el flequillo para arriba y para abajo. Pero me encanta, y no puedo decir nada más, que hablo sobre mí mismo y me tacharán de… ¿cómo se dice? De poco humilde (Se ríe).

DP: ¿Qué se puede esperar de “El día de la Madre”?

CQ: Creo que la gente espera un capítulo divertido, porque el Doctor que vieron venía de estar con Amy en un momento en que se lo pasaba bien y dejaba atrás todo. Ahora se encuentra con Clara, han pasado muchas cosas, todo esto afecta a su manera de ser, su manera de actuar… Va a ser un capítulo fuerte, emocionalmente hablando. Además introducimos una teoría sobre la línea que se bifurca de lo que hemos podido ver en la serie.

DP: Doctor, no sé qué opinas de esta historia, si es cierta o una ficción…

ED: De hecho os puedo decir que el Universo del que provengo, en apariencia, ya no es el mismo que conocéis por Matt Smith, la línea que dicen original es la mía y no la suya. Es el timey-wimey weebly-wobby, ya sabes. Te lo estoy liando para que no entiendas nada.

DP: Muchas gracias, Doctor. Creo que es mejor que me quede solo con Carles. Ahí fuera tienes libros y puedes comer algo de la nevera, creo que hay palitos de pescado.

CQ: No ha sido muy buena idea traer a este… Es un liante.

DP: Este capítulo, El día de la Madre, se presenta en la Galacticat, ¿qué viene después?

CQ: Claro, esto no acaba. Hay varios frentes abiertos, de alguna manera se está caminando hacia el largometraje. El tercer capítulo estará interpretado por el Noveno Doctor, de nuevo con Rose Tyler como companion, y además estará el Capitán Jack Harkness. Se va a explicar algo que está relacionado…

DP: Vamos, al final esto va a ver una película. ¿Volverás a salir?

CQ: El Undécimo tiene una línea temporal importante, saldrá de nuevo. Y según lo que tengo entendido, tendrá una repercusión muy interesante, pero no puedo adelantarlo.

DP: Los que estáis en este proyecto ahora trabajáis en conformaros como una productora, Vision Factory. Es un nuevo camino, cuéntame más de esto.

CQ: Vision Factory está formada por dos equipos, por un lado FAT Entertainment que son el grupo original del que salió la idea de hacer El Mundo Imperfecto, y por otro Estudio Fénix que es una empresa que se encarga de hacer props y escenografía. Es una base para hacer que Vision Factory sea una productora basada en ciencia ficción y fantasía, aunque no se descarta hacer otros temas.

DP: ¿Y hay hueco para vosotros ahora mismo?

CQ: Te puedo decir que no solo vamos a trabajar con el arte de hacer una escenografía, un maquillaje, también se potencia con la parte de FAT Entertainment, hay un director, actores… Y también tenemos un guionista con gran atractivo. Compilamos todo.

DP: Claro, así tenéis un paquete muy bueno.

CQ: Sí, podemos dar un producto a la medida del cliente. Si alguien quiere una nave de color rosa, pues le hacemos una nave de color rosa.

DP: Carles, gracias por venir y mucha suerte en el estreno.

CQ: Gracias a ti por invitarme a tu oficina, y enhorabuena por Los sesenta no pasan de moda.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *