Roger Peruga y Pau Sitjar tienen poco más de veinte años y ya están trabajando en su tercer libro. El primero vio la luz hace poco, Memorias de Harleck: Alma, editado por Edhasa bajo su sello Marlow.

Un mundo de fantasía desbordante que solo está esperando a que alguien entre en él.

¿Podéis explicar al lector qué es Memorias de Harleck: Alma?

Roger: Alma es el primer libro de una saga fantástica que transcurre en un mundo creado por nosotros, con razas nuevas. No hay elfos, ni enanos, ni nada de lo típico en este género, aparte de la raza humana que es la protagonista. Es la aventura de un joven muchacho que al principio sucumbe a un objeto que le acarrea problemas y a partir de ahí aparecen personajes, tramas…

Nuestro lema es nada es lo que parece, así que intentamos no caer en clichés y derribar los estereotipos habituales.

¿En qué os habéis inspirado?

Pau: Siempre me ha gustado dibujar. De pequeño inventaba monstruos, islas, me encantaba dibujar islas. Un día Roger me vio y me dijo que había que hacer una historia. Esa fue la primera inspiración.

¿Desde que sois pequeños?

Roger: Tendríamos unos catorce.

Ahora veintiuno, ha tardado mucho.

Roger: Digamos que al principio era un pasatiempo. Escribí un poco, se lo enseñé a Pau y nos gustó a ambos. Pensamos en hacer solo una historia, un solo libro, pero nos dimos cuenta de que había material para mucho más. Intentamos mejorarlo, re escribimos y pensamos hacer toda una saga.

¿De cuántos libros?

Roger: De cuatro, ya estamos trabajando en el tercero.

La editorial Edhasa está orientada al género histórico pero se lanza a la fantasía y además con dos autores desconocidos.

Roger: Cuando terminamos la re escritura del primer libro lo mandamos a muchas editoriales y cuando había pasado casi un año nos escribieron, nos reunimos con ellos, y aunque se separaba de su línea editorial estaban interesados y apostaron por nosotros.

¿Hay espacio en el mercado para más novelas de fantasía?

Roger: Nuestra intención es dar al lector una historia que le enganche y entretenga, ese es nuestro objetivo. Una obra puede ser muy buena y no tener éxito o ser mediocre y llegar a lo más alto. Nosotros esperamos encontrar ese hueco.

Pau: Intentamos escribir algo nuevo, que no se haya contado, giros de trama que no se esperen, paisajes que no se imagine. Intentamos innovar y apartarnos de todo lo visto, si es que es posible.

Muchos autores meten un cierto aspecto biográfico en su trabajo, ¿es vuestro caso?

Pau: Muchas veces al crear un personaje te basas en experiencias pasadas. No solo los protagonistas, que en un principio se iban a inspirar en nosotros pero ahora mismo están muy alejados ya. Es imposible escribir desde cero, por ejemplo si te has peleado con alguien igual lo vuelcas en el texto.

Puede decirse que escribir es una forma de quemar demonios.

Pau: No solo demonios, de todo lo que ves.

Roger: Muchos personajes se inspiran en personas que conocemos, o más bien de sus personalidades. Intentamos que cada uno sea único en su forma de pensar, que no sea plano. El héroe no es solo un héroe y el malvado solo un malvado, todos son complejos.

¿El mundo editorial es lo que os esperabais?

Roger: La pregunta es peliaguda.

Pau: Lo cierto es que no esperábamos mucho. Nosotros teníamos la única idea de poder publicar, el sueño de dos jóvenes que querían que la gente leyera su libro. Nos sorprendió lo rápido que alguien se interesó por nosotros, pero después el tiempo desde que Edhasa nos contactó hasta que realmente se ha publicado el libro ha sido largo.

Roger: Nos chocó que tuviera un proceso tan largo, aunque es entendible que quisieran vérselo bien antes de soltarlo.

¿Estáis contentos con el resultado?

Roger: Sí, del todo. El mayor miedo al principio era que nos hicieran cambios en la trama o en los personajes. Pero de nuestra idea original han respetado todo.

Por lo que habéis comentado la saga son solo cuatro libros, ¿no os planteáis seguir?

Pau: Sí que pensamos que quizá al terminar podemos hacer una especie de creación del mundo, hay mucho por contar.

Roger: De hecho ya tenemos algo así. Hicimos un manuscrito contando lo sucedido desde el año 0 hasta el 2000 y pico. Sí nos hemos planteado poder hacer otras sagas, pero primero hay que terminar lo que tenemos.

No puedo evitar ver una cierta inspiración de Tolkien.

Pau: Hemos crecido con El Señor de los Anillos, principalmente con las películas cuando éramos pequeños y algo después con los libros. Son densos y muy ricos, nos han hecho ver que hay mucho más de lo que se ve, pueblos y culturas…

Roger: También nos gusta mucho la obra de Ken Follet, con esa basta extensión de personalidades, cada uno con sus intereses y fondo. No es algo fantástico pero muestra muy bien a través de ilusiones y fracasos cómo puede ser una sociedad. Buscamos a Tolkien para enriquecer nuestro mundo y buscamos a Follet para enriquecer a nuestros personajes.

Si hubiera una película…

Roger: Por supuesto estaría encantado si fuera Peter Jackson, aunque es poco probable. Me gustaría que fuera un director americano y actores británicos, tienen una forma de actuar que atrae al público y los clichés americanos funcionan muy bien.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*
Website